Mérida estrena los primeros pisos de 60.000 euros y en abril lo hará Badajoz

Mérida estrena los primeros pisos de 60.000 euros y en abril lo hará Badajoz

El llamado Plan 60.000 ya ha hecho felices a 185 nuevos propietarios, los que ayer recibieron en Mérida las llaves de otras tantas viviendas del plan especial de 60.000 euros --tal y como informó este periódico el pasado día 23--, las primeras que se entregan en la región, y a las que seguirán, posiblemente en abril próximo más de 300 en Badajoz, del proyecto Cerro Gordo, y la segunda fase de las que se construyen en la capital extremeña. Este plan anunciado por el expresidente de la Junta, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, en el año 2003 supondrá la construcción de 11.338 pisos a un precio de 64.300 euros (los 60.000 anunciados más el IPC) --para los que hay más de 17.000 demandantes--, y que dejará a los inquilinos una hipoteca media de 250 euros al mes. Además, a principios del año 2009 está prevista la entrega de otras 237 en la ciudad de Cáceres, dentro de las promociones Casa Plata, Maltravieso y Residencial Ronda.

Estas primeras 185 viviendas entregadas están ubicadas dentro del proyecto Mérida Tercer Milenio que la Junta desarrolla en terrenos de la barriada emeritense de La Paz, junto a la construcción de seis consejerías, el palacio de justicia y la comisaria de la capital extremeña, entre otras actuaciones en una de las zonas más marginales de la ciudad, con el objetivo de convertir el barrio en un gran centro de la zona norte de la ciudad y ser una zona privilegiada. Se trata de las primeras fases de las promociones llevadas a cabo por las promotoras Gestyona y Placonsa, y donde se proyectan un total de 446 pisos acogidos al plan.

Se trata de viviendas "enormemente dignas", señaló ayer el presidente del Ejecutivo regional, Guillermo Fernández Vara, en el acto de entrega de las llaves, con una calidades que nada tienen que envidiar a las viviendas libres, pero con un precio sensiblemente inferior. Este plan, recordó, se inició en un momento en el que el precio de la vivienda estaba alcanzando en la región cotas "insostenibles", y gracias al impulso dado entonces por Rodríguez Ibarra. "No regalamos nada, lo vais a pagar, sino que hemos ayudado para que los jóvenes no estén pegados a la hipoteca toda la vida", insistió.

BARRIO Y NO URBANIZACION Vara aconsejó a los nuevos inquilinos a "vivir en un barrio y no en una urbanización", porque "los barrios están constituidos por viviendas y las urbanizaciones por casas", y en los primeros se convive con los vecinos, mientras que en las segundas apenas se conocen entre ellos quienes las habitan.

Las que se han entregado tienen una calidad "que no tiene nada que envidiar a las de renta libre", según destacó el presidente de Placonsa, Dionisio Pereira, ya que disponen de la instalación de calefacción en toda la casa, los revestimientos en mármol de las escaleras, o la instalación de placas solares para suministrar energía a los espacios comunes del residencial, entre algunos de los elementos que componen la memoria de calidades de estos pisos de 80 metros cuadrados, con tres habitaciones y garaje.

Por su parte, el director gerente de Gestyona, Juan Carlos Cotallo, dijo que la sociedad civil debe agradecer, independientemente de que sea un gobierno "de izquierdas o derechas", la puesta en marcha de políticas que permiten a los adjudicatarios acceder a un piso por un precio asequible sin renunciar a la calidad, ni tampoco al beneficio de los promotores.

En este sentido, el alcalde de Mérida, Angel Calle, agradeció a la Junta su "apuesta" por esta zona de la ciudad, "con profundos niveles de degradación", pero donde "dentro de muy poco tiempo va a dar gusto vivir". Por ello, animó a los nuevos propietarios a exigir a los políticos lo necesario para "hacer barrio".

Compartir:

Noticias relacionadas

También te pueden interesar estas noticias.